Comparte y Comenta

Por Salomón García Gálvez.
ACAPULCO: ALCALDE EVODIO EN PRECAMPAÑA.

De no ocurrir la tragedia de Iguala, Evodio Velázquez, jamás hubiese arribado a la alcaldía de Acapulco. Fue beneficiario –de rebote- por la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, más seis victimados en la zona norte del estado.

El candidato natural a la alcaldía del puerto era Ángel Aguirre Herrera, a quien atacaba durante la precampaña en pos de la “joya de la corona”. Por la tragedia de Iguala, Ángel Jr., se retiró de la contienda.

“La joya de la corona no se hereda, se gana”, era la frase pintada en fachadas y muros de Acapulco -a manera de guerra sucia- emprendida por Evodio, contra el hijo del ex gobernador Ángel Aguirre Rivero.

Evodio Velázquez, también pudo ganar la elección en Acapulco por error de cálculo del PRI: Permitió que el PVEM postulara pésimo candidato propio. Allí escribió su derrota el tricolor en el puerto.

A más de un año de haber asumido la alcaldía de Acapulco, el saldo del trabajo emprendido por el novato munícipe, es gris, mediocre y altamente negativo. Lo supera Cuauhtémoc Blanco, edil de Cuernavaca, Morelos. Veamos:

-No han sido certificados la mayoría de los policías municipales; Acapulco, registra el mayor número de homicidios, inseguridad, delitos del fuero -común y federal- y mayores índices de corrupción, cobro de piso, extorsiones, chantajes, etc.

Acapulco, es la ciudad más violenta y peligrosa del país, pero esto no parece importarle a Velázquez Aguirre, quien está empecinado en su precampaña; busca la reelección o, en el “peor” de los escenarios, la candidatura a senador.

Evodio Velázquez, debiera ser llamado a comparecer ante el Congreso por solapar la corrupción en la comuna, porque varios de sus funcionarios construyen fastuosas mansiones en zonas residenciales de cinco estrellas, como: Las Brisas, Costa Azul o la Zona Diamante del puerto.

El exhorto que el Congreso Local hizo al munícipe de Acapulco, también es oportuno para el resto de los ediles:

-Que se abstengan de afiliar a sus partidos a empleados municipales como cínicamente lo hace Evodio, quien obliga que trabajadores de lista de raya se afilien a la tribu perredista del munícipe porteño, lo que prohíbe la ley.

Pero no es todo: El alcalde de Acapulco también ha entrado a la guerra de lodo para denigrar -a través de redes sociales, a supuestos enemigos- para lo cual tiene como “jefe del cuarto de guerra sucia cibernética”, a su incondicional Christian Zamora.

El jefe del “cuarto de guerra sucia cibernética” -Zamora- compra cuentas sucias falsas para atacar y denigrar a supuestos enemigos del edil de Acapulco, quien anda desatado en plena precampaña, en busca de su reelección.

TRANSPORTE: PUGNAS Y MUERTE.

Terrible la situación que ahora enfrentan familiares del ex líder transportista –independiente- Juan Mendoza Tapia, asesinado junto con su esposa, en tanto dos acompañantes de la pareja aún se encuentran desaparecidos.

La doble ejecución se dio en el contexto de “ajustes de cuentas” y vendettas dentro del conflictivo gremio del transporte público.

Hasta antes de haber sido hallados los dos cadáveres, un sector del transporte -sin fundamentos ni bases- y al calor de los lamentables hechos, había responsabilizado al gobierno estatal por la desaparición del líder transportista, quien fue “levantado” junto con tres acompañantes en el municipio de Chilpancingo.

“En los últimos meses se ha aplicado una política de exterminio de luchadores sociales”, aseveraron de manera irresponsable familiares del dirigente transportista -Mendoza Tapia- después de la desaparición de las cuatro personas.

Indignados como andaban, familiares del extinto líder transportista “independiente” junto con agremiados, de manera soez le reclamaron al gobernador Héctor Astudillo Flores sobre la desaparición de Mendoza Tapia y acompañantes, y le exigieron la búsqueda de las cuatro personas.

“Cuiden bien lo que declaran”, les respondió el mandatario estatal y ordenó la localización de Mendoza Tapia, la pareja de éste y dos acompañantes más.

La policía ministerial y más corporaciones “peinaron” el municipio de Chilpancingo, incluyendo la comunidad de Amojileca donde supuestamente los desaparecidos irían a comer pozole. No fueron localizados.

Los cuerpos de Mendoza Tapia y su esposa Carolina Francisco Santos, fueron localizados –ejecutados y embolsados-  en un cerro de Zumpango del Río, municipio de Eduardo Neri. Fueron reconocidos por los hermanos del extinto líder transportista, Jesús y Faustino Mendoza Tapia.

El dirigente transportista asesinado dirigía la Coordinadora Estatal de Transportistas Independientes de Guerrero (CETIG), antagónica de la Confederación de Organizaciones y Sitios de Transportistas del Estado de Guerrero (COSTEG).

El saldo por los enfrentamientos entre ambas organizaciones arroja un alto número de muertos por ataques a choferes de unidades -Urvan-, sobre todo en Chilpancingo.

Se entiende que el gremio del transporte público ha sido contaminado por el crimen, porque dentro de este existen grandes intereses económicos y pulpos del monopolio.

Aquí, no se hace la defensa de ninguno de los tres niveles de gobierno, pero el régimen  estatal que encabeza Héctor Astudillo Flores, sería el menos interesado en dañar al gremio transportista, cuyos integrantes fueron los que le dieron votos para que ganase la gubernatura de Guerrero.

No se ve, por ahora, -de  los tres niveles de gobierno- ninguna “política de exterminio contra luchadores sociales”, como se afirmó de manera irresponsable. Lo que se observa dentro del gremio de transportistas, son fuertes pugnas entre líderes con… exterminio y olor a muerte. ¡Cuidado!… Punto. salomong11@yahoo.com.mx

Comparte y Comenta

Por adminultimahoragro

Plataforma informativa que renace de una tradición periodística con más de 40 años de experiencia. Medio cuya identidad social es la búsqueda de un periodismo crítico opinativo, marcando la diferencia con otros medios de comunicación; es decir, ser una Alternativa en el Periodismo de Guerrero.

Los comentarios están cerrados.