Comparte y Comenta

Enrique Caballero Peraza

La realidad y la percepción de la misma.

“La utopía está en el horizonte. Camino dos pasos, ella se aleja dos pasos y el horizonte se corre diez pasos más allá. ¿Entonces para qué sirve la utopía? Para eso, sirve para caminar.”

Eduardo Galeano (1940 -2015) Escritor Uruguayo.

La realidad es aquello que existe, que acontece de manera cierta, en oposición a lo que pertenece al terreno de la fantasía, la imaginación y la ilusión, lo real es lo que existe efectivamente.

El día 2 de julio, despertamos con una percepción de la realidad nueva, el triunfo arrasador de Andrés Manuel López Obrador, la imaginación y la fantasía de sus más crédulos seguidores, pensaron probablemente que el día 2 despertaríamos en una eterna primavera y que llovería maná del cielo. Nada más lejos de la realidad. El mundo y nuestro país siguen exactamente igual. Y las probabilidades de cambios verdaderos son altamente improbables.

En los primeros seis días, ha habido ya la negación de seis temas de la campaña de Andrés Manuel, el futuro titular de Hacienda advierte que la meta de crecimiento económico no será del 4 %, sino solamente de 2.5% (la meta, no necesariamente se va a cumplir, así que acabaremos con un crecimiento semejante al que se dio anualmente en este sexenio), el presidente electo si será resguardado por elementos de seguridad (lo contrario era una estupidez temeraria), el nuevo aeropuerto  de la ciudad de México, continuará hasta su terminación, el gabinete propuesto, ya fue parcialmente modificado, los aumentos a la gasolina seguirán como hasta ahora y por último se comprobó que los recursos teóricamente que serían entregados a los damnificados, fueron desviados para utilización interna del partido.

Pese a que muchas de las acciones ahora propuestas, para mí son positivas, yo quisiera saber si los resultados de la elección hubieran sido los mismos, si en el segundo o en el tercer debate, Andrés Manuel hubiera aceptado realizar todo lo que han declarado que harán o que no harán, hasta ahora.

Hay quien dice que aún no está gobernando, claro que no, pero ya está anunciando como va a gobernar, y el cambio utópico de fantasía, que solo existía en su imaginación y la de sus fieles y crédulos seguidores, no existirá.

El mundo cambió, el mundo ya no es como se pensaba, ahora hay nuevas teorías, nuevas propuestas y nuevas explicaciones para poder justificar las futuras acciones.

Andrés Manuel no es ni será el centro del universo, lamento decirles a los fans de AMLO, pero la teoría geocéntrica del presidente electo es falsa, es utópica, es irreal. Me da gusto que lo vean desde ahora y que empiecen a socializar que los cambios no podrán ser realizados como los habían anunciado, eso ayudará a que la esperanza se vea acotada y que el enfrentamiento con la realidad-real, sea menos dramático para sus fieles. Así, que con la pena, mis queridos amigos, pero simplemente estamos hasta hoy, viendo que existirá una alternancia más, esperemos que haya al menos una transición pacífica y un reconocimiento de las huestes violentas en Puebla y Naucalpan, de que fueron derrotados y no quieran presionar mediante la fuerza para obtener lo que no ganaron en las urnas.

Deseamos una transición, con una ruptura con el régimen del PRI, para que este partido no pueda al menos rápidamente volver a recuperarse y ser competencia real. Esperamos un mínimo de honestidad, estaremos vigilantes.

 

Comparte y Comenta

Por adminultimahoragro

Plataforma informativa que renace de una tradición periodística con más de 40 años de experiencia. Medio cuya identidad social es la búsqueda de un periodismo crítico opinativo, marcando la diferencia con otros medios de comunicación; es decir, ser una Alternativa en el Periodismo de Guerrero.